domingo, 11 de enero de 2009

Correo de la hermana-hormiga




Decir algo ante el horror de la guerra se me iba haciendo cada vez más urgente. Compartí con mis amigos una noticia terrible y Kelly Martínez (Profesora de la Escuela de Artes de nuestra U. C. V) me respondió de una manera hermosa y desgarradora. A continuación van sus palabras que también son las mías (la noticia está en el link al final).


¡Maldita sea, Luis! Se me salen las lágrimas. Nada, nada le da derecho a Israel a este tipo de atrocidades. ¿Sabes? Soy el tipo de personas que intenta ser ecuánime con los conflictos políticos y no tomármelos como si fuesen un partido de fútbol (a la ligera). Conozco algo de la historia de Hamas y su constante utilización del pueblo palestino como escudo humano en Gaza, pero aún así nada, absolutamente nada, le da derecho a Israel a ésto.
A pesar de que no me gusta hablar de política, decidí escribirte en primerísimo lugar, porque la noticia me impactó mucho (tal vez la foto de los niñitos llorando, asustados) y en segundo lugar, porque eres un hombre cuyas ideas respeto. ¿Sabes lo que más me jode de todo ésto, Luis? Que al final, quien paga siempre es el pueblo. Los poderosos duermen bien. Cuando reviso la historia o al menos cuando intento hacerlo, es la única conclusión medianamente lúcida a la que siempre llego.
¿Qué puede hacerse, amigo? ¿Cómo puede uno revertir la historia y que nuestro futuro sea, tal vez, un poco más justo? A veces me siento tan ínfima, tan sola, tan poco capaz de hacer algo. Pasaron mis años de idealismo en los que creí que podría cambiar el mundo pero, aún así, no hay nada que me duela más que la impotencia de no poder hacer nada. Ahora creo que las revoluciones (aunque no me guste la palabra, es la única que se me ocurre) comienzan por casa...pero no es suficiente.
Veo este tipo de cosas y no logro entender, jamás lograré hacerlo, cómo puede el ser humano llegar a tanta crueldad. No bastan psicología, filosofía, poesía, nada para acercarme a una respuesta.
Perdón por la perorata, pero de verdad me afectó lo que mandaste. Más que cualquier noticia de las que he visto hasta ahora. No me gusta darme golpes de pecho por cosas que a veces no siento sólo porque ahora esté de moda el ser "políticamente correcto" (tal vez me equivoco y no es una moda, pero así lo siento)...pero esa foto me mató. Más que las de cadáveres y demás. No soporto que los niños sufran, no lo entiendo, no lo tolero, me revuelve el estómago.
Pero ya basta de lamentaciones. ¿Ya nació tu bebé? Ojalá podamos construir un mejor mundo para él. Tengo fe aún de que así será y desde mi minúsculo espacio de hormiga en el universo, prometo hacer lo posible porque así sea.

Un abrazo y nuevamente disculpa la descarga.

Kelly

http://www.un.org/spanish/News/fullstorynews.asp?newsID=14507&criteria1=Palestina&criteria2=Israel

5 comentarios:

Rod dijo...

A volver a las marchas de protesta aunque yá estemos "pasados" de edad y nos resulte incomodo, identificarnos en nuestro circulo de amistades, de trabajo... estamos o no estamos? callamos y aceptamos? o... por algo hay que empezar...

Robs dijo...

Utilizaré éste espacio para de alguna forma tambien descargarme. He tenido la oportunidad de desahogarme con algunas personas allegadas a mí con respecto a ésta masacre pero nunca es suficiente, de alguna forma el vocabulario no da para tanto para expresar la impotencia de ver como se sacrifican vidas humanas inocentes de una forma tan desproporcionada,es molesto saber como el sentido por la vida de otras personas es tan poco tomando en cuenta por parte de Israel, de hecho, a veces me cuesta percatarme que eso es una realidad, que eso en verdad está pasando. Son cosas que están tan alejadas de mi vida contidiana que simplemente pareciera que no existieran o que no fueran posibles, como es el hecho, a propósito, de que en nuestro país muera tanta gente a causa de la violencia.

Saludos, Roberto López B.

DR.- dijo...

Considero que cualquier conflicto que llegue al estremo de las armas no tiene razón de ser, más considero que tampoco, apesar de la actitud tomada por el gobierno de Israel, debemos ser condecendientes con Hamas, no es una apología a la violencia, pero tomar partido como hizo el Gobierno no es una respuesta, debemos repudir el hecho pero no olvidar, en sus conciencias caerán sus culpas... En toda guerra, dos son victimas y dos tambien son victimarios

Stefano Carcone Vasquez dijo...

Lo que he leido, aqui, es digno de ser leido en donde sea. Una vision coherente. Profesor vea este grupo del facebook http://www.facebook.com/group.php?gid=15270272502 y escriba. Hablamos sobre temas importantes.

Robs dijo...

La mayoría de las veces mantengo una posición neutral respecto a los conflictos en el medio oriente, pienso que sólo la gente que vive en esa parte del mundo tiene derecho a mantener una posición, pero en el caso de éste conflicto en particular, repudio abiertamente las acciones israelies, y las considero por mucho desproporcionadas y quizás no debería hacerlo pero me inclino hacia el pueblo palestino, no queriendo decir con esto que apoyo a Hamas y mucho menos al gobierno.

DR.-, pienso que en éste último conflicto en particular sólo hay una gran víctima, y es el gran número de personas que ajenas al conflicto que han perdido su vida.